A tu lado

Que me desnude tu mirada sin temores,

vacía mis bolsillos

y el deseo atraviese los hilos de  mi piel.

Regálame tu tiempo

en este mismo instante.

Quererte,

amarte,

temerte,

¡Qué más da!

Si aún a riesgo de perder la batalla,

acariciaría la senda que me lleva a tu lado.

 Elige el camino que yo te sigo.