fbpx

Club Malasaña: el reducto de la escena creativa madrileña

Posiblemente, ya estés pensando en qué vas a hacer una vez declaren el fin del confinamiento. Cómo lo vas a celebrar, dónde y con quién. Son muchas las horas que, inevitablemente, dedicamos a pensar y reflexionar durante estos días. Y, entre otras muchas cuestiones, el homenaje que nos vamos a pegar una vez todo esto hay acabado es una de ellas.

Club Malasaña: el reducto de la escena creativa madrileña

Es probable que, aunque las autoridades nos permitan salir de nuestras casas, debamos hacerlo de forma progresiva. Evitar el contacto humano, las aglomeraciones o los lugares muy concurridos serán algunas de las medidas que, presumiblemente, tendremos que adoptar durante al menos un tiempo. Pero una vez esta trágica situación marcada por la incertidumbre sea historia, disfrutaremos como nunca antes lo hemos hecho.

Es por ello por lo que, ahora más que nunca, resulta imprescindible pensar en todo aquello que nos gustaría hacer. Como si de una válvula de escape se tratase, fantasear e imaginar cómo será el reencuentro con nuestros amigos y familiares puede aportarnos una dosis de energía extra, altamente necesaria en los tiempos que corren. Y, seguramente, entre los planes que tengas en mente se incluya alguna escapada nocturna. Una fiesta descontrolada, una velada rodeadx de la mejor compañía o una dilatada conversación en un lugar tranquilo. Si eres de los que ya está ultimando los detalles de su próxima salida noctámbula, aquí va una recomendación imprescindible para sumarla a tu lista.

Club Malasaña

Abrió sus puertas a principios de febrero de este mismo año, y ya promete convertirse en el epicentro de la escena creativa madrileña por excelencia. Edgar Kerri y Laura Vandall sintieron la necesidad de dotar de una segunda vida a la antigua (y mítica) Sala Taboo de la calle San Vicente Ferrer, emblema de la Movida Madrileña y enclave predilecto de artistas y creadores en los ochenta. Y así lo han hecho.

Ubicado en el corazón de Malasaña, este club forrado con terciopelo rojo y murales obra de Ignasi Monreal, ilustrador cuyo trabajó encandiló al director creativo de Gucci, Alessando Michele, es indiscutiblemente una opción que Madrid venía necesitando desde hacía tiempo. Una enérgica combinación de música de otras épocas dotada de un tono actual, un ambiente que recuerda sutilmente a la icónica discoteca neoyorquina Studio54 y una atmósfera impregnada de arte y diseño hacen de Club Malasaña el lugar perfecto donde poner fin a una frenética y agotadora jornada.

Disco, italo disco, cumbia o cumbia electrónica son algunos de los géneros musicales que confluyen en el nuevo epicentro de la escena artística de la capital. Alejado de los temas comerciales y de todo aquello que vaya acompañado de la palabra ‘mainstream’, Club Malasaña apuesta de lleno por un concepto que va más allá de la discoteca convencional. Personalidad, carácter e identidad son tres pilares fundamentales sobre los que se sustenta la filosofía del club. Y es que, en su día, por esta sala dejaban caerse cada fin de semana algunos de los rostros más conocidos del mundo de la canción, la televisión o el teatro. Personajes como Loles León, Sabina o Ketama, quienes frecuentaban la entonces Sala Taboo, han dado paso a figuras imprescindibles del ecosistema actual como Sita Abellán, Los Javis o C Tangana.

La inauguración del club, hace apenas dos meses, evidenció la imperante necesidad de una sala de estas características. Paco León, María Escoté, Greta Fernández, Pepa Salazar, Brays Efe, Blanca Li, Okuda, Inés de León o Alejandro Palomo, entre otros muchos, no quisieron faltar a la fiesta de apertura de la sala madrileña, demostrando un incondicional apoyo hacia el imaginario y el concepto que da vida a Club Malasaña. Además de ofrecer un ambiente exclusivo impregnado de talento e inspiración, la discoteca ofrece una oportunidad idónea para hacer ‘networking’. Y es que, la combinación de distintas disciplinas artísticas, unida a una envidiable sintonía entre los asistentes, confluye en vínculos, proyectos y colaboraciones de índole personal y profesional.

Si te ha gustado este post, quizá te guste Las 10 zapas Converse baratas por menos de 40 pavos que necesitas en tu vida