Europa en el foco del surf en este mes de Octubre que viene cargado de olas, y de emoción.

Hay quienes, tras un idílico verano, reciben con nostalgia la entrada del Otoño. Nosotros preferimos entrar en la estación entubando.  Y es que el mes de Octubre viene cargadito de olas. Y qué olas….

No es para menos. En este mes tienen lugar dos de los acontecimientos más importantes del mundo del surf. Se avecina un mes épico para aquellos amantes de la tabla que se emocionan ante un buen swell.

En una secuencia de 11 pruebas mundiales, incluyendo este año la prueba del Ranch de Kelly Slater, Octubre acoge los dos campeonatos que sitúan a Hossegor y Peniche como las mecas europeas del surf.

Hossegor, a cuyas olas la fama les precede, celebra desde 2002 el Quiksilver Pro France. Y este es el principio de una historia que cuenta cómo la industria del surf, con sus marcas líder, hicieron de este bonito y acogedor pueblo de las landas su asentamiento.

Y es que sus infinitas playas de arena interconectadas, con variedad de olas, no dejan indiferente a nadie, surfer o no. Ni tampoco lo hacen su ambiente y su flow, ni su buena gastronomía francesa (deleitad vuestros paladares con un steak tartar), o sus bosques a pocos pasos de la costa. Tres hurras por Napoleón III, a quien le debemos semejante paraje natural.

Así que tanto si el día se convierte en una dura noche de fiesta, en un agradable paseo en longboard por sus infinitas carreteras, o en una cena de mejillones con patatas, el enclave no defrauda.

Pero volviendo a nuestro deporte protagonista, os contaré que la verdadera razón de este asentamiento surfero tiene su origen en los excepcionales bancos de arena de esta costa, especialmente tras el verano, y que dan lugar a esas fotogénicas olas de ensueño. Tubuleras olas que rompen en la orilla, con especial fuerza en Hossegor debido a la desembocadura de un cañón submarino. Y esto, mis queridos y queridas freaks del surf (ya no es un deporte solo de hombres, seamos políticamente correctos/as), es mejor que una pantalla de cine cuando se trata de ver a tu surfista favorito en plena acción. Mis tímidas manos sienten que casi podrían tocar el perfectamente esculpido torso del anterior campeón (2017), Gabriel Medina.

 

 

Así que si os he convencido y queréis visitar las landas francesas, haceos con un pack de cervezas en el súper (olvidaos del “sermesa a un euro”, allí son más chic) y disfrutad de las vistas del campeonato (chicas que no hacéis surf, daos también por aludidas) y del ambiente de buenrollismo que se respira en esta época. Y si vais al agua, simplemente elegid bien entre la gran variedad de playas del área, sin olvidar el respeto para evitar las posibles tensiones entre franceses y españoles que puedan surgir en estos días de especial afluencia en los picos.

Ah y no subestiméis la potencia y riesgo de estas olas orilleras. Os lo dice una que este verano conoció la sensación del centrifugado de una lavadora y que salió del agua aturdida y cubierta de una preciosa capa de arena…

Lamentablemente, esta edición no contaremos con la presencia del recientemente retirado Mick Fanning. Sin embargo, no faltarán los grandes nombres como Kelly Slater (ya podríamos calificarlo de pureta, con sus 40 años), Jeremy Flores (luchando por poner un nombre francés al trofeo), el actual campeón John John Florence, o el admirable australiano Owen Wright, quien aprendió a surfear de nuevo tras una lesión cerebral y está dispuesto a darlo todo.

Pero sobretodo no obviemos estrellas femeninas que también lucharán por la corona mundial en el Roxy Pro, que también tendrá lugar en estas fechas. La reiterada campeona Stephanie Gilmore no lo tendrá fácil con la presencia de la francesa Johanne Defay quien, tras su triunfo en Bali,  se ganó la sexta posición en el ranking mundial.

 

Y de Francia, nos vamos a Portugal. Para los que, como a mí, este deporte y atmósfera les resulte adictivo, el siguiente paso es el Rip Curl Pro Peniche. Este otro pequeño pueblo alberga su potencial en la conocida ola de Supertubos, residencia del mencionado campeonato.

Esta delicia de topografía marina se caracteriza por una ola hueca, a la vez que de considerable tamaño, y es por eso que se la conoce como el “Pipeline Europeo”, en referencia a la famosa Banzai Pipeline de Hawaii.

line up during final day at Quiksilver Pro France 2017, Hossegor, France

Eat surf and chill” será el lema más extendido en este mes que viene cargadito para los seguidores de este deporte, y no suena nada, nada mal.

Así que “Neptuno, nosotros te invocamos: danos olas increíbles, y fuerza para este épico Octubre, pero protégenos de esos barrels poco profundos, los impredecibles breaks y bancos de arena en movimiento”.

Y para los que nos quedemos sin poder verlo en persona, se puede seguir al detalle en la web de la WSL:

www.worldsurfleague.com

 

Para entendidos e interesados, aquí podéis echar un ojo a la actual clasificación:

2018 WSL Men’s CT Jeep Leaderboard (Tras Surf Ranch Pro):

1 – Filipe Toledo (BRA) 49,785 points
2 – Gabriel Medina (BRA) 45,685
3 – Julian Wilson (AUS) 37,125
4 – Italo Ferreira (BRA) 31,825
5 – Owen Wright (AUS) 29,485

 

2018 WSL Women’s CT Jeep Leaderboard (Tras Surf Ranch Pro):

1 – Stephanie Gilmore (AUS) 61,175 points
2 – Lakey Peterson (USA) 54,260 points
3 – Tatiana Weston-Webb (BRA) 41,415 points
4 – Carissa Moore (HAW) 41,235 points
5 – Caroline Marks (USA) 37,000 points