“La mayoría del tiempo no me siento identificado con la gente de mi generación” El Dibujo

-¿Nos cuentas un poco de ti?

DANIEL JOSÉ CABRERA CASTRO. 1992. Se me conoce como El Dibujo. El apodo me viene por mi abuelo, que era pescador y todo el mundo lo conoce por ese mismo apodo. Nací en un pequeño pueblo costero de Murcia llamado Águilas y crecí muy influenciado por la tradición pesquera y el romanticismo que inspira el mar, rodeado de redes de pesca, olor a salitre, gaviotas y un sentimiento extraño de soledad permanente pero cómodo.

Cuando empecé a ilustrar, el tema recurrente y por el que se me empezó a conocer era el de los marineros. Hombres rudos y tatuados, sirenas y marineros borrachos en el fondo del mar en el momento en el que se ahogaban de amor y de pena. La figura masculina sigue siendo mi gran aliciente para seguir creando. El cuerpo masculino es algo que nunca deja de inspirarme y de emocionarme. Incluso cuando dibujo mujeres, tienen apariencia masculina. El mundo marino ya no es tan recurrente en mis obras como lo era al principio, pero lo que pinto hoy en día sigue siendo tan personal como lo era al principio. El amor, el desamor, la pena, el miedo, lo banal y simple, pero bello…

Actualmente trabajo como ilustrador y pintor freelance. También realizo intervenciones murales en espacios y proyectos de decoración.

-¿En qué momento de tu vida decides iniciarte en el arte?
Mi vida siempre ha estado vinculada al arte. De niño, pintar era mi pasatiempo, casi el único. Siempre he dibujado, y cuando llegó el momento de decidirme por un futuro profesional, no tuve duda de que tenía que ser artista.


-¿Qué tienen tus pinturas que hacen diferenciarte del resto?

Bueno, puedo responder según lo que dicen los demás de mi obra, que al final es la opinión más objetiva. El estilo a la hora de dibujar o pintar, que diferencia a unos artistas de otros y la temática de mis obras, siempre en torno a el amor / desamor, o la soledad y la tristeza masculina.

-¿Qué es para ti el arte?
El arte es mi forma de expresión más sincera y además es mi forma de sobrevivir tanto mental como económicamente.

-¿Cómo ves a la gente de vuestra generación?
La mayoría del tiempo no me siento identificado con la gente de mi generación. Conecto más con la gente mayor que yo. Creo que mi generación, en su mayoría, está demasiado influenciada por modas absurdas y carece de personalidad. La gente se preocupa más de la fiesta, la moda, aparentar ser lo que no es y buscar de forma desesperada evadirse de la vida real. Creo que mi generación vive en una continua ”fantasía”.
-¿Qué consejo le darías a un artista que acaba de empezar?
Mi consejo siempre es trabajar, trabajar y trabajar más aún. Creo que es necesario sumergirse profundamente en el trabajo, porque es la única forma de encontrar una motivación artística y conectar con la obra. También digo que hay que saber salir de todo eso y volver a conectar con el resto del mundo. Las redes sociales son una herramienta fundamental para hacer llegar tu obra a lugares a los que posiblemente nunca llegarás de forma física.
-¿Otra profesión qué te hubiese gustado tener?
Siempre he querido estudiar arquitectura e interiorismo, pero la arquitectura es una carrera demasiado técnica para mí.
-¿Dónde te ves en unos años?
Ese tipo de pregunta me hago a veces y me causa ansiedad, pero supongo que no muy diferente a cómo me veo ahora, sobreviviendo del arte y trabajando día a día, que es lo que me gusta.
– ¿ Si tuvieses qué recomendar a 3 artistas, quiénes serían?

Pues continuamente recomiendo el trabajo de otros artistas compañeros en mis redes sociales, pero sin duda: @bransolo  @ximenagimena  @franmunyoz