Rosaleen Ryan artista y diseñadora de joyas es la dueña de Mamoru.

Si hay algo que nos diferencia hoy en día es que cuando se trata de moda buscamos siempre algo único y que nos diferencie de los demás. Democratizado el fashion business y el revival de las décadas pasadas llamando cada vez más a nuestra puerta, posando en los escaparates y notándose en el aumento de clientes en las tiendas vintage, es hora para que el pequeño negocio y nuevos diseñadores vuelvan a emerger.

Desde Australia, Melbourne más concretamente, Rosaleen Ryan artista y diseñadora de joyas es la dueña de Mamoru, la marca con la que soñarás despiertx. Sus piezas, que van desde maxi-pendientes, collares o broches para el pelo, son una oda a lo naïve sin perder su toque contemporáneo.

 

Sentimental Jewellery for Sentimental Hearts. En cada diseño único e irrepetible la diseñadora consigue combinar un proceso delicado de flores autóctonas australianas con una implicación emocional específica en cada pieza, en la que consigue, con creces, crear un producto nostálgico a la vez que romántico casi palpable. Como bien ella cuenta, puedes encontrar en sus creaciones flores de paseos por los jardines donde se crió en Dandenong Ranges (Victoria, Australia) o pequeños regalos de sus amantes. Un trocito de historia convertido en complemento y dejando que pequeños momentos perduren por siempre.

¡Apostemos más por prendas y complementos con vida! La moda mola más cuando te cuenta su historia.

Si no eres quien ha colgado el SOLD OUT en muchos de sus productos, puedes seguir su trabajo en su cuenta de Instagram o contactar con ella para pedidos personalizados en su web.

Ig: @mamoru_jewellery

Web: www.mamorujewellery.com